Publicidad
Amazon Black Friday
Tiempo estimado de lectura: 3 minutos
Carpe Diem

En 1957 el Instituto Nacional de la vivienda propuso la construcción de 600 viviendas de tipo social entre Torreciega y la vía del ferrocarril, lo que hoy se llama Barrida Virgen de la Caridad o como todos la conocemos las Seiscientas. Y de ahí su emblemático seiscientos en la rotonda que da acceso al barrio. Por cierto, sin ningún tipo de iluminación, que dé vida a la rotonda y a su identificación con el clásico ‘seiscientos’ que preside el entorno.

He recorrido en varias ocasiones sus calles y he visto a los vecinos y vecinas convivir en un barrio vivo, dinámico, pero con muchísimos problemas estructurales que hacen difícil una vida en muchos casos digna.  Es, cuanto menos, complicado abstraerse de la realidad de algunos barrios de nuestra ciudad, pero no por ello dejan de estar ahí. Obviar que existen calles de nuestro municipio olvidadas hasta la extenuación hace que todos nosotros seamos cómplices impasibles de esa realidad.

Existen características comunes en algunos barrios de Cartagena como altas tasas de desempleo, altos índices de abandono escolar, despreocupación de las autoridades competentes por el mantenimiento de viviendas y calles, un preocupante desenganche de los jóvenes por su futuro y también situaciones de peligro con ausencia de respuesta. Pese a ello siguen siendo nuestros barrios y debemos poner los cinco sentidos en su recuperación, ahora o nunca.

Factores físicos, económicos, políticos y sociales se entrecruzan en una dinámica de vulnerabilidad y exclusión que apunta hacia una nueva forma de pobreza urbana, concentrada en un barrio y excluida del resto de la ciudad. Con espacios urbanos degradados y percibidos como espacios violentos, de confinamiento, de estigma y desorganización social.

Es la Barrida Virgen de la Caridad uno de estos barrios que constituyen el olvido permanente de las instituciones, que sólo se acude a ellos para la foto bonita en época electoral y que el resto de meses permanece en el oscurantismo al que nadie hace caso como sino formara parte de nuestra ciudad. Emplazo al Ayuntamiento a entonar el ‘mea culpa’ y comience a corregir los déficits en limpieza, rehabilitación de edificios y la necesaria seguridad que se necesita para evitar que se produzcan actos vandálicos.

El relator de la ONU de pobreza Severa, Philip Alston, calificaba, tras visitar algunos barrios de nuestro país como un “país quebrado” en clara referencia a los últimos años de gobiernos del PP donde las políticas eran para los ricos olvidando a los menos favorecidos. En los últimos diez años el porcentaje de exclusión social ha crecido seis puntos, mientras que las clases más altas se han enriquecido un 25% y pagan la mitad de impuestos. Estos datos se transforman en nuestros barrios en realidades complejas con problemas estructurales que necesitan de la implicación de las instituciones más próximas.

Las Seiscientas, como se le conoce al barrio Virgen de la Caridad es uno de nuestros barrios, con alma y vida, que pide a gritos ayuda para mejorar sus calles y rehabilitar sus viviendas para que ayude a mejorar la vida de sus vecinos y vecinas. Necesitan sentirse seguros en su barrio, sentir que están protegidos y que sus demandas son escuchadas. Es un principio por el que apuestan sus vecinos y así lo hacen a través de su Asociación de Vecinos que trabaja diariamente por mantener las condiciones del barrio manteniendo el tejido vecinal e involucran a sus vecinos y vecinas en todas las actividades que ponen en marcha con mucha imaginación y poco dinero.

Ahora o nunca toca ocuparse de los que más lo necesitan. Si algo tenemos que aprender de está crisis es que debemos sacar la ventaja y aprovechar la posibilidad de transformación y resiliencia para la mejora de barrios que nos ofrecerá poder disponer de los Fondos Europeos que ha conseguido nuestro presidente Pedro Sánchez para España.

Ahora los ayuntamientos disponen de los remanentes de tesorería que les van a permitir combatir los efectos sociales y económicos del COVID-19. Colaborar desde las Entidades Locales con la recuperación y reconstrucción económica y social es, en estos barrios, fundamental. Recuperar y reconstruir, porque es ahora o nunca cuando debemos y podemos hacerlo.

Lourdes Retuerto
Senadora del PSOE
FacebookTwitter
Publicidad

No te pierdas el Black Friday de Amazon

Amazon Black Friday

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.