Campaña de limpieza hasta junio, campaña electoral del PSOE
Campaña de limpieza hasta junio, campaña electoral del PSOE
Tiempo estimado de lectura: 2 minutos
Carpe Diem

La formación morada recuerda en un comunicado que en el Pleno pasado el Gobierno confirmó que no tenían la información referente a cuántos puestos directivos de FCC se estaban pagando con dinero municipal a cargo del contrato de limpieza, y que iban a preguntar a la empresa para confirmar los datos. Desde Podemos se preguntan cómo es posible que el Gobierno vaya a investigar ahora algo que se viene denunciando desde el comienzo de la legislatura: la “confusión” de los medios materiales y humanos de FCC y LHICARSA, no solo por su grupo sino también por los propios técnicos municipales (incluido el propio Director del Contrato).

Desde PODEMOS critican la complicidad-pasividad del Gobierno socialista, que no ha hecho auditorías del servicio, ni ha sancionado a la empresa por los incumplimientos detectados por los funcionarios municipales, ni puso en marcha el Observatorio de la Contratación propuesto por Podemos y aprobado por unanimidad en el Pleno, y tampoco ha permitido que se formara una Comisión de Investigación del Servicio (pues tumbó la propuesta junto con el PP). En lugar de eso, el Gobierno le lava la cara a la empresa “reactivando” un servicio que lleva abandonado desde hace años, justo a cuatro meses de las elecciones municipales, para poner en marcha un supuesto “plan de choque” que calme las continuas quejas de los vecinos por la suciedad que hay en las calles.

“El Plan de choque es el reconocimiento de que las cosas se están haciendo mal… pésimamente mal”, afirmó Pilar Marcos. Desde la formación morada han rechazado que se deban poner en marcha medidas de emergencia: simplemente se trata de que la empresa cumpla, todos los días y a toda hora, con las condiciones firmadas en el contrato, un contrato que se lleva más de 35 millones de euros del erario público, muchísimo dinero más que en el resto de municipios similares a Cartagena.

Desde PODEMOS han anunciado que pedirán al Gobierno que les facilite a la mayor brevedad la relación completa de inversiones prometida por FCC, la memoria detallada de las mismas y las facturas correspondientes, para saber, a ciencia cierta, si las inversiones son reales o sólo son una venta de humo más tramada por el Gobierno y la empresa.

Falta de control, inversiones que no se realizan, ventas indebidas de subproductos, limpieza insuficiente, intercambio de trabajadores, maquinaria que no aparecen por ningún lado, quejas vecinales, modificaciones de contrato a discreción, un servicio que arroja déficits todos los años, redes clientelares que alcanzan al bipartidismo, un monopolio que se adueña del Ayuntamiento y lo tiene como rehén… Podemos Cartagena ha vuelto a defender que la solución pasa por recuperar el servicio y gestionarlo directamente por el Ayuntamiento, ganando en transparencia, prestaciones y rentabilidad económica.

Audio: Pilar Marcos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.