El Ayuntamiento de Cartagena, a través de la concejalía de Servicios Sociales, ha desplegado la segunda campaña ‘Alquila Seguro’, con el objetivo de incentivar a pequeños arrendadores a sacar sus viviendas al mercado, con la seguridad de que el Consistorio costeará un seguro que cubra posibles impagos, actos vandálicos y asistencia jurídica.


Ayuda al ElDigtalCT a seguir trabajando para llevarte la información cada día a tu móvil, tablet o pc. Colabora con nosotros con tu donación para apoyar una información independiente.



 

Con esta medida, el Ayuntamiento continúa con su intención de incidir en el mercado de viviendas favoreciendo una mayor oferta de inmuebles en alquiler, especialmente de aquellos que podrían ofrecerse con una renta asequible a personas con necesidades habitacionales.

La vicealcaldesa y concejala de Servicios Sociales, Noelia Arroyo, ha explicado que “el Servicio de Asistencia de Vivienda e Intermediación (SAVI) vuelve a actuar como puente entre familias que quieren alquilar y no se atreven, y las familias que necesitan vivienda y no la encuentran”.

La campaña, dirigida tanto a arrendadores y arrendatarios, incluye en esta edición a las agencias inmobiliarias como vehículo conductor para conseguir incorporar al mercado el mayor número de viviendas y con precios actuales.

“Tanto el arrendador como el arrendatario contarán con el respaldo del Ayuntamiento de Cartagena, que será el encargado de sufragar íntegramente los gastos del seguro de la vivienda mientras dure el arrendamiento. Es una forma de dar más garantías tanto a quién pone su vivienda en alquiler, ya sea de forma directa o por medio de una agencia inmobiliaria, y para quien la alquila”, ha explicado Noelia Arroyo.

Las agencias inmobiliarias que se incorporen recibirán un escudo como agente colaborador a modo de etiqueta adhesiva, que reconoce la ayuda mutua que prestan con el Ayuntamiento y la calidad de su trabajo.

El SAVI, junto a las agencias inmobiliarias, serán los encargados de seleccionar a las familias inquilinas de las viviendas, determinando su fiabilidad. El requisito es que el coste de la vivienda no podrá superar el 45% de los ingresos de las familias que vayan a alquilar. Además, los contratos deberán tener más de 12 meses de duración.

Hasta la fecha hay 12 pólizas activas, formalizadas entre 2019 y 2020. De estos estudios de viabilidad realizados solo se rechazaron 3 propuestas, y de las pólizas en vigor, no se ha detectado ningún siniestro, y por tanto, ninguna situación de impago.

La campaña se va a desarrollar a través de cartelería, mupis, cuñas radiofónicas y a través de redes sociales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.