La directora general del Mar Menor, Miriam Pérez, durante los trabajos de retirada de embarcaciones varadas, hundidas o abandonadas en Los Alcázares
La directora general del Mar Menor, Miriam Pérez, durante los trabajos de retirada de embarcaciones varadas, hundidas o abandonadas en Los Alcázares
Publicidad

El Gobierno regional ha iniciado los trabajos de retirada de barcos abandonados, varados, hundidos o semihundidos en el Mar Menor, en aguas del municipio de Los Alcázares, tras ser identificados por personal técnico de la Consejería de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente, a través de su Dirección General del Mar Menor, así como del informe sobre necesidades de eliminación de embarcaciones hundidas o dañadas del Ayuntamiento.


Ayuda al ElDigtalCT a seguir trabajando para llevarte la información cada día a tu móvil, tablet o pc. Colabora con nosotros con tu donación para apoyar una información independiente.



 

Así lo comprobó hoy la directora general, Miriam Pérez, quien visitó la playa de La Concha de este municipio, en la que se llevan a cabo las tareas de retirada de embarcaciones varadas o hundidas, donde manifestó que “estos elementos suponen un riesgo, tanto para los usuarios de las playas del término municipal, como para la seguridad marítima en el entorno del Club Náutico de Los Alcázares, además de contaminar e influir negativamente en el espacio natural protegido del Mar Menor y su biodiversidad”.

Las actuaciones cuentan con un presupuesto de algo más de 12.300 euros, y en un primer momento se centran en las embarcaciones sin matrícula legible y algunos elementos sumergidos, tras haber obtenido la necesaria autorización de Capitanía Marítima. Queda pendiente la retirada de una embarcación con matrícula, notificada al dueño, que en el caso de que no hubiera una retirada voluntaria, Capitanía Marítima emitirá la resolución pertinente para que la Comunidad Autónoma proceda en consecuencia.

Miriam Pérez explicó que “desde 2017, la Comunidad ha retirado 48 embarcaciones, 18 de ellas en el año 2020, a las que se suman las seis de hoy, y nuestra previsión para 2021 es que estas actuaciones se amplíen tras la elaboración por la Dirección General del Mar Menor de un inventario de embarcaciones hundidas, semihundidas, encalladas en aguas someras, y varadas en playa, así como de embarcaciones amarradas a muerto en zonas de fondeo no regularizadas”.

Publicidad

“En total, incluyendo las de Los Alcázares, se han localizado nueve embarcaciones hundidas o semihundidas, cinco varadas en playa o encalladas en aguas someras, y 158 amarradas a muerto en áreas de fondeo no regularizado, de lo que se ha dado cuenta a la Demarcación de Costas del Estado en Murcia y a Capitanía Marítima, solicitando que den inicio a los procedimientos de restitución de la legalidad vigente por ocupación del Dominio Público Marítimo Terrestre, y la ejecución subsidiaria a costa del obligado, cuando proceda”, detalló la directora general del Mar Menor.

Las competencias para la retirada de embarcaciones varadas corresponden a las capitanías marítimas, como órganos periféricos de la Administración Marítima, dependientes del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana. A raíz del convenio entre el entonces Ministerio de Fomento y la Comunidad Autónoma, suscrito en noviembre de 2018, se encomendó a la Comunidad la gestión de la retirada de embarcaciones varadas y abandonadas en el Mar Menor que supongan un riesgo ambiental para el espacio natural protegido, siendo precisa en todo caso la previa autorización de Capitanía Marítima.

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.