Publicidad

Según ha afirmado la alcaldesa, Noelia Arroyo del Partido Popular, el Ayuntamiento de Cartagena destinaría 100.000 euros al año para que el personal propio de la concejalía de Servicios Sociales tramite los 160 expedientes del Ingreso Mínimo Vital, que han salido adelante en Cartagena para sostener y ayudar a familias vulnerables. “Y lo estamos haciendo pese a no contar con los anunciados fondos del Estado”, asegura la primera edil.

Esto supone una tercera parte de lo que destinamos al servicio de comidas a domicilio para personas mayores y dependientes, o la mitad de lo que dedicamos al programa de atención y prevención a menores”, ha afirmado la alcaldesa, que insiste en que el Gobierno de España debe cubrir los gastos que los ayuntamientos estamos soportando para tramitar estas ayudas sociales.

Desde hace más de un año son los ayuntamientos los que gestionan el IMV, y las corporaciones locales vienen avisando de que la gestión de este tipo de ayudas que están asumiendo supone una carga financiera más que vienen ejecutando sin recursos extraordinarios, “y que se suma a todas los gastos extraordinarios que ya venimos asumiendo los ayuntamientos en este año y medio de pandemia”, recuerda Arroyo.

Pese a que no recibimos nada, estamos colaborando porque forma parte de nuestra política social, y más en época de pandemia, pero dedicamos personal y horas de trabajo que no se están compensando”, sostiene Arroyo, asegura que el Ayuntamiento de Cartagena nunca ha recibido nada de los 700.000 euros que ha destinado el Gobierno de España a cubrir las necesidades sociales provocadas por la pandemia de COVID-19. “No hay fondo, no ha llegado ni un euro, y sí mucho humo que es lo que vende este gobierno”, sostiene la alcaldesa.

La cifra total de esta gestión por parte del consistorio cartagenero ronda los 100.000 euros, que incluye los gastos de burocracia y personal que requiere su tramitación por parte del funcionariado público local. Se han dedicado en torno a 960 horas al trimestre por el personal de Servicios Sociales. “Esto en un trimestre supone 25.000 euros que en un año serían 100.000 euros, que estamos asumiendo desde el Ayuntamiento porque seguimos son percibir ni un euro de ese fondo extraordinario del Covid anunciado por el Gobierno de España”, ha criticado la alcaldesa, Noelia Arroyo, que acusa al Gobierno de Sánchez de dejar a las Comunidades y a los Ayuntamientos abandonados a su suerte en la gestión de la pandemia.

La alcaldesa ha lamentado que la gestión de estas ayudas, que son muy necesarias para las familias más vulnerables, no pueden mantenerse ‘sine die’ por parte de los ayuntamientos “que tenemos que asumir reforzando las plantillas municipales y con unos gastos extraordinarios que no nos compensan”.

Publicidad

Asociaciones y Partidos Políticos hacen el trabajo del ayuntamiento

Desde que inicio la tramitación del IMV, son varias las asociaciones, sindicatos e incluso partidos políticos, entre los que se encuentran el PSOE y Podemos Cartagena, los que han puesto a disposición de la ciudadanía sus instalaciones y a personal voluntario para ayudar a los vecinos y vecinas de Cartagena en su tramitación.

Muchas de las personas que han acudido a estos para recibir ayuda en la tramitación aseguran al llegar que son enviados desde Servicios Sociales del Ayuntamiento para que allí les ayuden con la tramitación. Incluso en algún caso se ha dado la circunstancia de que desde este área del ayuntamiento han dado el nombre y el número de teléfono personal de algún voluntario de alguno de estos partidos políticos que estan ayudando a tramitar estas ayudas, y que realizan sin ninguna ayuda material ni económica por parte del ejecutivo local.

 

Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.