fbpx
Para PODEMOS el Plan Rambla tiene el sello de Castejón

Para PODEMOS el Plan Rambla tiene el sello de Castejón

Para PODEMOS el Plan Rambla tiene el sello de Castejón

PODEMOS ha criticado que el Plan Rambla se caracterice por la improvisación, la nula participación, los acuerdos a escondidas con grandes promotores y la dudosa concreción de las obras: “la seña de identidad del urbanismo del Gobierno Local”

Tras la reunión de la Comisión de Urbanismo celebrada esta mañana en el Ayuntamiento, Podemos destaca las dudas sobre el cumplimiento de los plazos expuestos de octubre 2019 y 2020, para que se puedan realizar los viales, las propias obras de urbanización y el gran parque incluido en el acuerdo con el constructor Tomás Olivo.

La formación morada critica que el Gobierno “siga jugando al escondite con el urbanismo de todos“, y que no haya dado respuesta en dicha Comisión sobre los distintos informes y permisos obligados que se deben pedir a otras administraciones para ejecutar las obras dentro de los plazos marcados en el convenio (a modo de ejemplo se han citado los que tiene que expedir la Confederación Hidrográfica de Segura).

PODEMOS-CTSSP ha indicado que, tampoco ha podido acceder a la vista de los tres informes jurídicos que prueban que las obras no están sujetas a licencia al estar el convenio en vigor. Pilar Marcos ha criticado que se haga mención a los informes pero que en ningún caso se haya dado copia de ellos a los grupos que los solicitaban. Más dudas genera a PODEMOS que la Alcaldesa y los técnicos no hayan podido o querido aclarar cómo se va ejecutar ese gran parque que hay dentro del acuerdo pactado con el constructor. “Resulta un gran misterio su construcción, pues no se sabe a ciencia cierta nada, ni siquiera si concederán al Ayuntamiento la ayuda europea solicitada de Acciones Urbanas Innovadoras. La Alcaldesa no supo concretarnos ni siquiera esto, pero eso sí, estaba muy segura cuando lo anunció en los medios a bombo y platillo. Esto resulta, como mínimo, irresponsable y de gran temeridad, por no hablar de burdo electoralismo”, declaró Pilar Marcos a la salida de la Comisión.

Para CTSSP-Podemos, todas estas dudas e inconcreciones sobre el Plan Rambla no hacen más que confirmar lo que viene sosteniendo su grupo desde un principio: nada bueno puede salir “cocinado en la trastienda, sin participación ni información a los vecinos, en pre-campaña electoral y con los antecedentes nefastos que el Gobierno viene acumulando en urbanismo: negocios cotidianos con especuladores y terratenientes, pérdidas de ayudas, nulas inversiones en barrios y diputaciones, continuidad de casco Antiguo SA, intento de colar el Plan anulado del PP y luego las normas transitorias, indemnizaciones millonarias que paga el Ayuntamiento con el dinero de la gente, mantenimiento en el cargo, pese a todo y con aumento de sueldo incluido, de los responsables de todo esto, etc.

Pilar Marcos también ha criticado también, lo que ha su juicio es, “la incoherencia total que representa la actuación del Gobierno Municipal, cuando en mitad de proceso participativo para la elaboración del Avance del nuevo PGMO, la Alcaldesa se reúne a puerta cerrada para negociar grandes planes urbanísticos que afectan a la vida de la propia ciudad, que no resultan meros detalles sino asuntos urbanísticos de primera magnitud”.

Por otro lado, PODEMOS destaca que en la misma comisión de urbanismo se ha informado a los grupos de los distintos convenios, por permutas o expropiaciones, que están pendientes de resolución tanto en vía administrativa como judicial, donde entran en juego millones de euros que podrían desequilibrar las arcas municipales. Para la formación morada resulta increíble que nadie, absolutamente nadie, haya asumido responsabilidades por esta permanente sangría, que nos lastra para las décadas siguientes.

Desde PODEMOS informan que desde el único expediente que ya está en vía judicial, el de Ramiro Bermúdez de Castro, por la  prolongación de Ángel Bruna, se le está reclamando al Ayuntamiento casi 2,5 millones de euros. Pero además en vía administrativa está el caso surrealista de la Vía Verde, cuyo plazo caducó en 2014, reclamando ADIF al Ayuntamiento más de 2,5 millones de euros. Existen además otros  procedimientos de menor cuantía, como el de Ronda Norte de más de 1,5 millones de euros, o el de la Ronda Transversal, en el que 2 propietarios están reclamando abonos en metálico de más de 600.000€. La Carretera F35, caso en el que se reclama unos 90.000€; el Colegio de La Aljorra, que contiene dos expedientes que superan los 300.000€, y por último el tanque de tormenta de La Concepción, valorado en 848.874€.

“Todas estas futuras reclamaciones de truncados convenios urbanísticos evidencian que ha existido una nefasta política en materia urbanística, de descontrol, especulación y saqueo, política característica del PP. Una política de la que el PSOE no se desviado ni un milímetro, a tal punto que mantiene en el cargo a los mismos responsables, a los que además les ha subido el sueldo como premio a la consecución de tanto desastre urbanístico en tan poco tiempo.” Ha concluido la portavoz del grupo Pilar Marcos

Audio: Pilar Marcos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.