fbpx
mié. Mar 20th, 2019
Podemos exige al gobierno recursos humanos y materiales para atender con urgencia a los menores víctimas de abuso sexual

Podemos exige al gobierno recursos humanos y materiales para atender con urgencia a los menores víctimas de abuso sexual

Podemos exige al gobierno recursos humanos y materiales para atender con urgencia a los menores víctimas de abuso sexual

La moción, aprobada este jueves en la Asamblea, pide “todo el personal que sea necesario para la unidad de valoración, diagnóstico y tratamiento de abusos sexuales a menores de este proyecto, algo que depende de Familia”

María Ángeles García Navarro, diputada regional, ha explicado que esta iniciativa llega tras conocer hace unas semanas que la consejera de Familia había dejado de atender a niños y niñas que son víctimas de abuso sexual y no están en situación de desamparo a través del Proyecto Luz. La moción, aprobada este jueves en la Asamblea, pide “todo el personal que sea necesario para la unidad de valoración, diagnóstico y tratamiento de abusos sexuales a menores de este proyecto, algo que depende de Familia”. A día de hoy, la consejería ha decidido “que en adelante solo se atienda a los menores que se encuentren en situación de desamparo, porque el servicio está saturado. Es tan penoso como vergonzoso porque es un servicio abandonado, hay una espera de unos 3 años para la realización de informes periciales a menores con sospecha de haber sufrido abusos. Y ningún responsable político del gobierno se quiere hacer responsable”.

 García Navarro ha asegurado que Proyecto Luz es el programa de información, diagnóstico y evaluación de menores víctimas de abuso sexual infantil, que atendía, hasta ahora, a todos los niños, niñas y adolescentes víctimas de abusos sexuales. Ante el “abandono por parte del PP”, nos gustaría, ha dicho la diputada de Podemos, “que alguien del gobierno regional se pusiese en lugar de estos menores y sus familias. Esto es maltrato institucional hacia estos menores, se están vulnerando sus derechos básicos al no garantizar la adopción de medidas de protección o recursos con la mayor celeridad, y solamente se han tenido en cuenta criterios económicos por encima del interés superior de los menores”.

De hecho, ha asegurado María Ángeles García Navarro, esto demuestra que “las políticas públicas destinadas a parar la violencia contra la infancia no han sido una prioridad” en la Región de Murcia y han fallado en “prevención, detección y reparación del daño a las víctimas”. Y esto, ha añadido,  “va a seguir sucediendo porque no hay educación sexual en las escuelas. Los niños, niñas y adolescentes no tienen la información para saber qué sucede y si se integra esta educación desde edades tempranas ellos mismos podrían prevenir aquello que han aprendido y supondría adolescentes mejor preparados para establecer relaciones basadas en el respeto. Al igual que pasa con padres, las madres y educadores, que al no estar formados en abusos sexuales, tienen dificultades para ver la situación. Además, si los profesionales se dan cuenta no saben cómo actuar de forma correcta. Hay colegios e instituciones que ocultan el problema y solo un 15% de los colegios en los que el niño o la niña lo han contado, lo comunica a las autoridades”.

García Navarro ha dicho que por los motivos mencionados es tan importante que el gobierno del PP “deje su lado más ultraconservador de lado y ponga en funcionamiento programas de Educación Afectiva y Sexual. Programas que contemplen una formación integral basada en el derecho de los niños, niñas y adolescentes a ser informados sobre este tema, de manera rigurosa, objetiva y completa a nivel biológico, psíquico y social. Es la forma de entender la sexualidad como comunicación humana y fuente de salud, placer y afectividad, para así lograr unas relaciones personales comunicativas, placenteras, igualitarias, responsables y libres”.

Asimismo, desde Podemos exigimos que la Consejería de Educación garantice la formación continuada obligatoria del personal en activo de la comunidad educativa que desarrolle sus funciones en los centros educativos y que se realicen charlas de prevención a las familias de manera que las herramientas de prevención y protección adquiridas en el aula se vean reforzadas en el entorno familiar. También es necesario que la Consejería de Familia e Igualdad realice una campaña de información para la prevención, detección y actuaciones en caso de abusos sexuales a menores.

La iniciativa, que fue presentada antes de conocerse las “carencias” del Proyecto Luz, se centraba principalmente en las medidas en materia educativa y divulgativa, por eso, ha explicado García Navarro, “se pactó con el PSOE presentar una enmienda para incluir la exigencia de mayor dotación de recursos humanos y económicos y el incremento de la formación especializada para el personal del ámbito sanitario”.

Audio: María Ángeles García Navarro
Valora esta publicación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.