Alumnos en un aula
Alumnos en un aula

Save the Children señala que el pin parental supone una vulneración del derecho de cada niño y niña a una formación integral, como recoge la Convención sobre los Derechos del Niño, ratificada por España. Además, son varias las sentencias del Tribunal Supremo que han determinado que no existe derecho a la objeción de conciencia de padres y madres sobre contenidos educativos. Las actividades complementarias, realizadas en horario lectivo, son parte del desarrollo del proyecto educativo y la programación fijada por el centro escolar para cumplir con sus objetivos.

Asimismo, la jurisprudencia del Tribunal Supremo establece la necesidad de informar al alumnado sobre las principales concepciones culturales, morales o ideológicas que existen dentro de la sociedad para garantizar la paz social. El Supremo también señala la necesidad de transmitir a los alumnos que hay que respetar concepciones distintas a las suyas.

“El pin parental vulnera el derecho de cada niño y cada niña a recibir una formación integral. Es fundamental que el alumnado adquiera conocimientos sobre aspectos básicos para su desarrollo, como es la educación en la diversidad”, afirma Catalina Perazzo, directora de Sensibilización y Políticas de Infancia de Save the Children.

El foco en la educación

Save the Children lamenta además que el intento de implantación del ‘pin parental’ en la región de Murcia esté desviando la atención sobre los problemas educativos que persisten en España, como la inequidad educativa o el fracaso escolar. Según se desprende de los últimos datos del informe PISA 2018, hecho público el pasado mes de diciembre, la repetición de curso en España es socialmente muy injusta ya que, a igual rendimiento, el alumnado pobre repite cuatro veces más que el de más recursos, la segunda brecha más alta de toda la OCDE.

“Murcia es la tercera comunidad autónoma con más abandono escolar, más repetición de curso y más inequidad por origen social, según PISA 2018. Consideramos que la prioridad debería ser afrontar estos problemas y no cuestionar si los niños y las niñas tienen derecho a una educación plena”, añade Perazzo.

Propuestas de mejora

Para Save the Children, la mejora de la equidad educativa en España pasa por llevar a cabo medidas políticas tanto a nivel estatal como autonómico:

  • Favorecer el acceso a educación infantil de calidad de 0 a 3 años de niños y niñas con bajo nivel socioeconómico y de origen migrante.
  • Asegurar la gratuidad de material, comedor y transporte escolar a niños y niñas en situación de pobreza y su acceso a becas suficientes que promuevan su permanencia en la educación postobligatoria.
  • Dotar de recursos extra, impulsar programas de innovación (magnet schools) y reducir la de ratio a los centros educativos que escolarizan alumnado desfavorecido.
  • Desarrollar programas de tutorías de apoyo y refuerzo en grupos reducidos en horario extraescolar.

Sobre Save the Children

Save the Children es la organización independiente líder en la defensa de los derechos de la infancia en todo el mundo. Trabaja desde hace más de 100 años para asegurar que todos los niños y niñas sobreviven, aprenden y están protegidos. Actualmente la organización opera en más de 120 países.

En España trabaja desde hace más de 20 años con programas de atención a los niños y niñas más vulnerables, centrados en la infancia en riesgo de pobreza o exclusión social. A través de sus programas en España, proporcionan una atención integral a los niños, niñas y sus familias para que la situación económica o de exclusión social en la que viven los niños no les impida disfrutar plenamente de sus derechos y puedan alcanzar el máximo de sus capacidades.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.